20130728 Marcha Tielmes

Hoy volvemos a madrugar pero no para ir de competición. Esta vez nos vamos a la famosa Marcha Ciclista MTB “Ruta de las Fuentes” en Tielmes.

Siendo marcha no competitiva, el padre de Rakel, José Ramiro (El Guerra) se apunta al bombardeo. Recordamos que gracias a él, tenemos siempre nuestras bicis a punto, ya que es el que nos hace la mecánica rápida y, en mi caso, al que le ha prestado su bici clásica de carretera para poder entrenar cuando el trabajo me deja.

Cuando llegamos a Tielmes el primer parking ya estaba a tope, y eso que llegamos prontito para recoger los dorsales, así que nos desviaron a otra zona de aparcamiento que casi también estaba llena. Cuando llegamos a la zona de recogida de dorsales nos encontramos con el Litri, algunos de peñas gordas y con Iván, el primo de Rakel, que siempre se ofrece como voluntario para ir con su quad para controlar algunos puntos de la ruta.

El muy cabrón del Litri, cuando le vimos, nos contó que había ido a una competición de Cuenca a “estirar” las piernas un poco con su hermano, y, el muy perro, no sólo va, sino que sube a podio quedando segundo de la general y su hermano tercero, y eso que se perdió durante varios kilómetros!! Y, ya no sólo eso, sino que encima como premio, le dan una botella de vino y una tablet Samsung de 7″!!!! Pero, si eso os parece poco, encima va, y por sorteo le toca un casco!! jajaja Siempre los ha habido con suerte. A ver si esto, le insufla más energías para poder pegarse de leches por la tercera posición en el II Circuito de Guadalajara.

Una vez saludado a toda la gente nos fuimos a preparar porque tan solo quedaba 20 minutos para dar comienzo la salida, aunque Rakel no podía hacer nada, ya que sus cosas se las había dejado en su casa y tenía que esperar a su padre. Por fin, y en el último momento, deprisa y corriendo, me acerqué donde estaba el padre de Rakel, que aparcó en la puerta de salida (no sé cómo lo hizo porque no dejaban pasar a nadie, debe ser la clase que tiene este hombre), recogí las cosas de Rakel y nos fuimos echando leches a la salida, ya que casi nos quedamos sin salir.

Tomamos la salida y el primer tramo fue muy bien, pista ancha y el grupo bien estirado. Nosotros fuimos tranquilos y en las primeras subidas me daba tiempo a sacar fotos a Rakel y a su padre. En los primeros kilómetros ya se veía a gente que subía caminando, ¡pues no les quedaba! Y, Rakel, cómo se notaba que no estaba de competición!! Tan sólo fijaros en la foto subiendo las cuestas. Si hasta se permitía el “lujo” de hacer carreras conmigo en subida!!

Unas cuantas subidas y bajadas muy asequibles para todos los niveles, excepto la bajada antes de tomar el sendero hacia el avituallamiento, que la tierra estaba un poco suelta. Esto no quiere decir que el descenso fuera difícil, no, sino que había gente que baja fatal y/o tiene mucho miedo. También es verdad que Rakel ya baja como los Pros y todo le parece fácil. Mientras Rakel y José iban por delante en la bajada, yo me encontré con una chica que iba completamente acojonada, así que estuve un rato detrás de ella, indicándole cómo tenía que bajar, colocación del cuerpo, uso de los frenos…Cuando ya vi que no había nada que hacer, porque casi se cae como antiguamente Rakel, saltando por encima de la bici, me dejé caer hasta que me encontré con un chico, el novio, con el que me quedé un rato hablando, explicándole cómo iba su chica.

Cuando me quise dar cuenta, ambos ya se habían ido, así que intenté sprintar para cogerles, pero no hubo manera. Me metí por donde indicaban las señales de la ruta, con tan mala suerte, que me encontré con un sendero ocupado de “gente con poca técnica”, ya que había una bajada de caca que hasta mi abuela lo hacía de espaldas y, eso que no sabía montar en bici!!!

Rakel y José ya se había hidratado, y mientras ella me esperaba, José tiró millas para no perder el ritmo. Mientras tanto yo pensé que ellos estarían también en la fila para recoger el agua y algo de sólido. Al final no cogí nada por no esperar más, y ya me encontré con Rakel. Sin esperar más nos fuimos a la segunda parte de la ruta, al comienzo vimos a Iván y a su acompañante comiéndose un bocata de… ¡chorizo! Así que le di un bocado sin pensar del hambre que tenía, jeje.

Cuando llegamos a una bifurcación, preguntamos a los de la organización si sabían qué camino había tomado José. Pero su respuesta fue…por aquí no hemos visto a ninguna persona mayor, jajaja es que mi suegro, ¡con el traje de luces parece un jovenzuelo!

En cualquier caso, Rakel y yo optamos por subir el cuestón que nos habían preparado los hermanos Martínez. Tras la subida un llano y una buena bajada hasta coger la vía verde. Como en este tipo de camino, llano, me puse a tirar en plan contrareloj, teniendo que levantar un poco el pie de vez en cuando porque perdía a Rakel y a los que nos seguían en fila de uno. He de reconocer que este tipo de recorridos me gustan mucho. Aquí algunos se picaron con nosotros y cuando yo levantaba el pie, nos adelantaban, pero en cuanto veía que Rakel me volvía a pillar y me decía que podía tirar millas, aceleraba de nuevo y les volvía a pasar. Así hasta que ya me harté y fui a un ritmo más cómodo.

Cuando llegamos a meta, José ya estaba hidratándose y a punto de guardar la bici. Fuimos a por unos refrescos y nos encontramos con algunos del club de Tielmes. Estuvimos charlando con ellos y con el junior que participa en el open de Guadalajara junto con nosotros. Nos contó que a la próxima competición, la de Brihuega, no iba a ir, porque eran las fiestas de su pueblo y no se las podía perder. En cuanto le escuchó José, casi le envuelve la cara con su GRAAAAAN mano, jajaja

Hay que decir que el chaval nos contó que estaba a tan sólo 40 puntos del tercer clasificado y que el próximo año competía en sub23, donde hay una serie de pros, que no va a tener oportunidad de oler el podio ni de coña. José, que lleva toda su vida compitiendo, no acababa de entender cómo una persona con aspiraciones a podio, prefiere irse de copas con lo colegas, antes de luchar por algo que lleva haciendo todo el año. En fin…

Llegó la hora de entrega de premios, nosotros sabíamos que el premio al más veterano nos lo llevábamos de calle. José con su fecha de nacimiento de 1939 ¡el más veterano sin duda! Hasta el locutor repitió varias veces la fecha, estaban alucinados. Es el primer año donde veo aplaudir y vitorear al más veterano, a gente que no somos nosotros. Y es normal, ya que no deja de ser sorprendente que con sus años, no es que haga la ruta, sino que la acaba antes que muchos más jóvenes y en mejores condiciones!!!

Por último, y para cerrar el día, nos hicimos una foto con Peñas Gordas, club de MTB de Villarejo de Salvanés, que también se llevaron un premio, al del club más numeroso.

Anuncios

3 pensamientos en “20130728 Marcha Tielmes

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s