20120610 Los 88 Marcha Corta (Forzada)

Hoy iba a ser un día duro. No tan sólo por la ruta, 88 kms de subi bajas, con desniveles de hasta un 18%, sino por el madrugón que nos hemos tenido que dar para poder ir. A las 6 de la mañana en pie y, eso que ya el porta bicis lo tengo perenne en el coche, con lo que me ahorro 10′ de tiempo de montaje y transporte desde el trastero a la calle.
Nada más llegar a San Martín de Valdeiglesias y aparcar el coche, recogida de dorsales. ¿Por qué la gente es tan torpe? Mira que explican bien claro qué papeles tienes que llevar para recoger los dorsales, con qué identificarte, explicación de la prueba, dónde colocar el chip…Pues nada, siempre hay algún imbécil que tiene que montarla. De verdad, que a esta gente yo no les dejaba participar. Sino cumplen con lo que se les manda en el mail y se explica por activa y por pasiva, descalificados y listos.
En esta ocasión teníamos todo perfectamente preparado: los polvos de Joaquín pre competición, bebidas isotónicas, geles, barritas…Estábamos listos para un día como hoy.

Entre calentamiento y calentamiento, apretón de última hora en un bar, donde si pasan los de inspección por los baños, se les cae el pelo. En fin, que según estamos acercándonos a la línea de salida, escuchamos: “Quedan 30 segundos para dar comienzo a la carrera”. Joder, un poco más y no llegamos. Dan el pistoletazo de salida para los de la competición. Sale mucha gente, entre ellos nosotros. Pero nos damos media vuelta, porque nosotros no somos de la competición, sino de la marcha ciclo turista. Como nosotros, otros tantos que tuvieron que bajar la primera cuesta porque no pertenecían al grupo de competición (ciclistas en el grupo élite, profesional).

20120610 Los 88 - Salida

Mientras esperábamos a que nos dieran la salida, intentamos hacernos la foto típica de antes de la carrera, pero cuál fue nuestra sorpresa, cuando nos dice la cámara que no tiene memoria. No tiene memoria?? Pero si tiene una tarjeta de 4gb y no está llena ni por asomo. Miro la cámara y es que no tenía la tarjeta!!! Miro a Rakel, con cara pez y me dice, pues debe de estar en mi pc, que no la debí sacar el último día, jajaja
Vaya tela, pues sólo vamos a poder hacer las fotos que quepan en la memoria interna de la cámara: 3, jajaja. Tan sólo caben 3 fotos. Vaaaaaaaaaaaaaya mierda!!! Pues si que empezamos bien el día!

Diez minutos más tarde, nos dan la salida. Salimos con tranquilidad, como siempre, ya habrá tiempo de correr. Como en todas las marchas, la gente sale disparada como si fueran a coger al grupo que salió antes que nosotros (el primero, Roberto Heras, se hizo los 88 km en 3h 45′). Nosotros, a nuestro ritmo. La verdad es que Rakel en este primer tramo me sorprendió gratamente, ya que llevaba un ritmo bastante elevado para lo que suele estar acostumbrado este año, ya que todavía sigue con sus problemas físicos.
Casi al principio de la ruta, al pasar por una curva, nos saludó alguien, pero ni idea de quien era. Unos kilómetros más adelante, descubrimos que era Pablo, del equipo Los Manolitas, del taller de bicis de al lado de mi casa, el que también nos encontramos a lo largo del Camino de Santiago. Hasta en la sopa nos lo encontramos.

Hasta en las bajadas se comportó como una jabata. De las subidas, ni hablo, porque como siempre, dejaba tirados a los chicos, ya que ella con el tesón que siempre la caracteriza, subía todas las cuestas pedaleando y con el culo pegado al asiento, mientras que muchos, muchos ciclistas, tenían que bajarse de la bici. Pero es que ya en las bajadas…Hasta en eso me sorprendió!! Hubo una bajada justo antes del primer avituallamiento, bastante empinada y con arena por todos los lados, donde más de uno se cayó o se bajó de la bici, que bajó sin perder el control y subida en la bici y sin caerse. Sonará como, pues vaya, pero después de ver las ostias que se ha metido en más de una ocasión, ver cómo ella bajaba en la bici, sin caerse cuando los demás lo hacían andando o se caían, para mí, es un orgullo.

Los avituallamientos, nos sorprendieron gratamente: melón, sandía, plátanos, agua, aquarius…Y pastillas de sales!! Esto nunca lo habíamos visto!! Pero nos venía genial. Sales minerales para ir recuperando durante la carrera mientras bebes agua, está genial. Nos paramos poco, porque sino nos quedamos fríos. Además, ya sé que Rakel como pare, las rodillas se le cargan mucho, le duelen y malo. Además la veía bien, de momento.

En qué momento dije nada. Unos cuantos kilómetros más adelante, fue poco a poco en decadencia. Una lástima porque había hecho un primer tercio de carrera impresionante para lo que me tiene acostumbrado. Las piernas y el cuello empezaban a hacer mella. La verdad es que con tantos problemas físicos no sé ni cómo lo hace. A veces me quejo, pero a lo mejor si yo tuviera lo que ella tiene en la espalda, ni me planteaba competir. En cambio, ella siempre está dándolo todo. A partir de aquí tuve que hacer acopio de fuerzas, porque en las subidas y llanos donde el terreno me lo permitía, aparte de tirar de mí, tiraba un poco de ella, para intentar liberarla un poco de sobre esfuerzos en las piernas.

Subida durilla

En el kilómetro 33, en una subida, me encuentro con un fabuloso pinchazo en mi rueda trasera. Mierda. Con lo bien que iba…:(. Mientras yo lo arreglaba, Rakel siguió subiendo. En menos de 5′, vuelta a subir en la bici y a intentar pillar a Rakel, que no sabía por dónde iría. Tan sólo esperaba no poder pinchar otra vez, por lo menos no antes de coger a Rakel, porque no tenía el teléfono y no podía avisarla. Así que me tocó darle un poquito de caña a mis piernas en subida, para poder cogerlas. Aquí fue donde vi que estaba muy bien, porque fui pasando a la gente como si de un descenso se tratara, Las piernas me respondían muy bien y físicamente no me ahogaba. De hecho la gente me miraba extrañada, porque todos subían muy despacio y yo iba como si estuviera fresco. Cuando llegué a donde estaba Rakel, desaceleré, me puse a su ritmo de nuevo y a seguir ruta.

Un poco más adelante, se me engancha la cadena. Todavía no sé cómo la verdad, pero ahí está. Rakel sigue tirando hacia delante, ahora me meto otro apretón y la pillo. No sé que leches le pasa a la cadena y los cambios que no consigo ponerlo. Decido cambiar unos pocos piñones e intentarlo de nuevo, a ver qué pasa. Consigo que me ruede la bici, pero salgo mosqueado, porque ha habido un momento que el desviador me daba en los radios. No soy un experto mecánico de bicis, pero esto no es lo normal en una bici. Apretón al canto y a ponerme a la vera de Rakel de nuevo.

Ya, reventada mi pobre chica, llegamos al segundo avituallamiento, sobre la 13:30. Bueno, el primer corte horario lo pasábamos. Repusimos de nuevo fuerzas con plátanos, sandía, melón, bocadillos de salchichón, aquarius, pastillita de sales minerales, …500 metros más adelante estaba el desvío para hacer la ruta corta o la larga. Miro a Rakel para que me diga cómo va de fuerzas y ánimos. Para adelante dice. Allá que vamos, aunque el chico de organización nos dijo que íbamos justos. Mala suerte fue la que tuve yo durante todo el día. Nada más salir del desvío, subo una pequeña cuestecita y plam! Los cambios partidos!!!
Ya decía yo que lo que me había pasado poco antes no era normal. Con razón iba yo mosqueado con los cambios. EL marcador me marcaba el piñón 3 pero en realidad iba en el 1. Malo, malo…

Menos mal que estábamos al lado del desvío entre la corta, tan sólo 8 km más y la larga, 36 km más y con grandes desniveles. Nos volvemos al avituallamiento, donde pido unas bridas, para ver si puedo enganchar los cambios al cuadro. Estaba también un forestal, al que le pido amablemente que si me podía llevar al pueblo, porque con la bici no podía llegar. Y hacerse 8 km empujando la bici no era plan. Pido a alguien un troncha cadena, para intentar poner mi bici en single speed y así poder llegar al pueblo montando y entrar con algo de dignidad por lo menos. Muy amablemente un chico nos ayuda y nos presta su troncha cadenas. Agradecer de corazón su ayuda. Menos mal que todavía hay gente buena por el mundo.
El chico, que quería hacer la ruta larga, si se quedaba más tiempo con nosotros no llegaba al corte, se fue, dejándonos la herramienta para poder terminar el trabajo que él había empezado. Según se fue, yo terminé de apretar la cadena, le di la herramienta a Rakel para que intentara pillarlo y devolvérsela. No le pilló, aunque se la dio a uno de la organización, para ver si podía localizarle y dársela.

Para nosotros, la carrera ya había acabado. Volvimos a San Martín de Valdeiglesias a un ritmo suave con el viento en contra. Nada más llegar, estaban en la entrega de premios de los profesionales. Nos comimos un plato de ensalada de garbanzos, un bocata de chorizo (yo) y un aquarius cada uno y para casa a descansar.
El resultado de una marcha por unos parajes increíbles, llenos de vegetación y polvo por todas partes, sumado a un sol espléndido es este:
Pies de Rakel

La verdad es que hoy ha sido un día con muchos altercados, sobre todo para mí, pero bueno, como siempre, miro el lado positivo de las cosas. Rakel me ha sorprendido gratamente, sobre todo el primer tercio de la carrera. La bici, pues como todas las cosas materiales en esta vida, tienen arreglo. Las sensaciones mías personales, buenas. El año que viene, veréis como le damos más caña al tema.

20120610 Los 88 Marcha Corta (Forzada)

Anuncios

3 pensamientos en “20120610 Los 88 Marcha Corta (Forzada)

    • Pues exactamente 8 dias!!!
      La primera preocupacion ya nos la hemos quitado y era tener alojamiento, que hasta el dia de ayer, no teniamos y con toda la gente que va, es complicadisimo! Me ha recordado a nuestra primera vez en el Soplao.

      La ruta, pues ya veremos, porque lo que mas miedo nos da, son los cortes horarios, que como nunca hemos competido en carretera, y no sabemos como funciona muy bien este tipo de carreras…Nunca hemos salido en grupeta, cosa que es imprescindible en este deporte…Pues a saber que tal.

      Lo que si tenemos claro, es que vamos a acabarla, a expensas de males mayores con las bicis, no se nos rompan los cambios, los cables de los cambios, reventemos una rueda…

      Me gusta

  1. Pingback: 20120630 24Doce « La rosa eterna no marchita ni con agua de tu madre

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s